ESPAÑA

Nº de latas 347

Formatos:

25 cl.     ( 7 )

33 cl. ( 286 )

37,5 cl.  ( 6 )

44 cl.     ( 2 )

50 cl.   ( 44 )

56,8 cl.  ( 2 )

 

  • España y la Cerveza
  • HISTORICO
     ESPAÑA Consumo per cápita: 83 l. ( 2013 ) Histórico Se dice que la cerveza fue introducida en España, un país tradicionalmente vinícola, por Carlos V en el siglo XVI. Tras su abdicación, el emperador instaló una pequeña fábrica de esta bebida en el monasterio de Yuste, al que le había acompañado un maestro cervecero. A partir de entonces, el consumo de cerveza en nuestro país evoluciona lenta y positivamente y en torno a 1900 aparecen las grandes compañías cerveceras españolas: Damm (1876), Mahou (1890), San Miguel (1890), Águila (1900) y Cruz del Campo (1904). Su baja graduación alcohólica y sus propiedades refrescantes contribuyeron a que, a partir de la década de los sesenta, la cerveza se situase entre las bebidas más consumidas en España, a lo que también contribuyó el aumento del turismo. Sobre todo, en verano la cerveza es la bebida preferida de muchos españoles, formando parte de nuestra cultura del ocio, compartir unas cañas con los amigos en los bares, siendo la mayoría según arrojan los datos fieles a las marcas locales y a tomar pocas cervezas de importación, aunque esto va cambiando. La fábrica más antigua de España es la Damm con más de 130 años de vida, siendo la única que cuenta con una maltería propia. La producción total de cerveza en España es mayor que en la Republica Checa, Holanda o Bélgica. Los fabricantes españoles están influenciados fuertemente por los tipos del norte de Europa y así las cervezas españolas, casi todas son lager pilsen, de baja fermentación, elaboradas con los ingredientes básicos de Malta, Lúpulo y Agua. Algunos apasionados de las cervezas del norte de Europa consideran que nuestras cervezas son todas bastante iguales entre sí. Por el contrario, los que se han acostumbrado desde jóvenes al sabor de su marca favorita, son capaces de defenderla con uñas y dientes, tal como el caso de los sevillanos con la Cruzcampo, etc. En España, al margen de que en otros países tengan más cultura cervecera, los sabores ácidos, amargos, agrios y picantes de esta viejísima bebida, siguen despertando grandes pasiones. Cabe subrayar el auge que ha experimentado la cerveza sin alcohol entre nuestros consumidores, hasta alcanzar un porcentaje que supone el 10% del consumo nacional. Damm - Historia ( 1876 ) Mahou - Historia ( 1890 ) Cerveza San Miguel - Historia ( 1890 ) Cerveza El Águila - Historia ( 1900 ) Cruz del Campo - Historia ( 1904 ) Damm-Historia Entre los años 1870 y 1871 tuvo lugar la guerra franco-prusiana que obligó a emigrar a muchas familias entre la que se encontraba la familia Damm. Así, en 1876 August Kuentzmann Damm se instalaba en Barcelona, que en aquel entonces se encontraba en plena expansión industrial. Instaló una fábrica de cerveza junto a un socio llamado Camps en la que de manera totalmente artesanal creaban la cerveza Strasbourg. Esta sociedad no tardó en romperse y August decidió instalarse por su cuenta creando su propia fábrica. En 1881 la titularidad de la fábrica pasó a un sobrino de August, Joseph Damm, y un socio de éste llamado Adolf Leinbacher que falleció al poco tiempo pasando la sociedad a estar únicamente a nombre de Joseph Damm. En 1904, con la consecución del premio del certamen de Viena, Damm se convirtió en la primera cervecera española en conseguir un premio internacional. En los años siguientes conseguiría nuevos premios como el de Londres en 1905, Munich en 1906, Amberes, Roma y Madrid en 1907 y Genova y Paris en 1908. En 1910 se constituye la Sociedad Anónima Damm formada por las sociedades "Hijos de Joseph Damm" propiedad de Josep, Carles y María, hijos de August Damm; "Joan Musolas Sociedad Ecomandita" y "Enric Cammany y Compañía". La producción de realizaría en las instalaciones que poseía la fábrica de cervezas La Bohemia en la calle Roselló de Barcelona, cerca de la Sagrada Familia. Ya en 1920 fabricaban cinco cervezas comercializadas bajo los nombres la Estrella Dorada, la Estrella Roja-Múnich, la Múnich-Negra, la Viena y una pilsen corriente. La Estrella Dorada pasaría a llamarse 70 años después Estrella Damm, la marca más conocida y emblemática de la cervecera. En 1929 participan en la Exposición Universal de Barcelona y aprovechan para sacar la compañía a bolsa, renovando la maquinaria que poseían y adquiriendo La cervecera La Alicantina, ubicada en Alicante. Superados los tiempos de la Guerra Civil y gracias a los años de bonanza económica que llegaron a principio de los 40, sigue la expansión de Damm inaugurando en 1947 la cervecera El Túria y poniendo en marcha en 1953 el proyecto Estrella de África en Ceuta. En 1954 pasan a controlar la maltería de Barcelona y se hacen con una participación de cervezas La Alhambra. Dos años más tarde participaría también en la Industrial Cervecera Sevillana. La expansión continúa en los 60, iniciando su actividad Estrella de Levante en Murcia. Adquiere entre el 74 y el 81 parte de Balear de Cerveceras y la totalidad de Cerveceras Asociadas. Ya en los 90 absorbería las compañías Turia y Balear de Cervezas, consiguiendo la mayoría del capital social de Estrella de Levante. Además, firmó un acuerdo con la multinacional estadounidense Anheuser-Busch para producir la marca Budweiser en España. Posteriormente incorpora las Marcas Skol, Keler, Estrella del Sur, Victoria, Calatrava y Oro. Actualmente cuenta con dos fábricas en El Prat de Llobregat y otra en Murcia, así como una maltería en Bell-Lloc (Lérida). Distribuye seis cervezas en España, especialmente en la zona mediterránea exportando sus productos a más de 20 países. Mahou – Historia Mahou es una empresa española, fundada en Madrid en 1890 como Hijos de Casimiro Mahou, fábrica de hielo y cerveza. Su primera fábrica se construyó en la calle Amaniel de Madrid. Sin embargo, el aumento en la demanda, le condujo a construir una nueva fábrica en el Paseo Imperial de Madrid, cuya primera cocción se realizó en 1962. En esta década, Mahou es la primera empresa española en introducir barriles de aluminio, sustituyendo a los tradicionales de madera. En 1969 lanza su cerveza más emblemática: Mahou Cinco Estrellas. Para el año 1993, la empresa envasó la primera cerveza en su nueva fábrica de Alovera en Guadalajara que cuenta con una superficie de 430.000 m2. En el año 2000, con la unión de Mahou y cerveza San Miguel, se crea el primer grupo cervecero de capital español. Recientemente el grupo Mahou - San Miguel ha adquirido Cervezas Anaga, fabricante en Tenerife de la popular cerveza Reina. La compra en el año 2007 de Cervezas Alhambra (constituida en 1925 en Granada, España) por el grupo Mahou-San Miguel, no sólo tiene una repercusión directa en el futuro de la compañía granadina, sino que supone un paso más en la concentración del sector, que queda ahora en manos de tres grandes grupos: Heineken España, Mahou-San Miguel y Damm. Actualmente, las cervezas de la gama Mahou del grupo son, además de la anterior: Mahou Clásica, Mahou Cinco Estrellas, Laiker (sin alcohol), Mahou Negra, Mixta Shandy y Mahou Light Cerveza San Miguel - Historia En 1890, Enrique María Barretto de Ycaza inauguró en un barrio de Manila (Filipinas); (San Miguel, actualmente Cebu City) la Fábrica de Cerveza de San Miguel, absorbiendo la producción que unos frailes de un pequeño convento de agustinos recoletos habían comenzado en 1885. Poco a poco comenzó su exportación a otras zonas del sureste asiático, donde actualmente es la cerveza más consumida. Actualmente es un gran grupo bajo el nombre de San Miguel Corporation. Por otro lado, En febrero de 1946 se constituyó en Lleida la sociedad La Segarra S.A con la finalidad de fabricar cerveza. Los trámites burocráticos hicieron que su puesta en marcha no tuviese lugar hasta 1953. En 1957 se firma el "Acuerdo de Manila" con el presidente de San Miguel Corporation, Andrés Soriano. Naciendo así la compañía "San Miguel, Fábricas de Cerveza y Malta, S.A.", independiente de la matriz filipina. Desde entonces ambas empresas han seguido caminos muy diferentes. San Miguel es una pionera en el tema de la publicidad. Con eslóganes como: "A mí no me olvidan" o el más actual "donde va triunfa". En 1994 Gériéral Agro-Alimentaire de Participations (Danone) compra un 18% de la sociedad. Danone ya disponía de una participación de la también española Mahou. Lo que produjo un aprovechamiento de las sinergias con este grupo, así como la futura venta de San Miguel a Mahou. En 1997 Danone aumenta su presencia al 82% (un 30% se lo cede a Mahou). En 2000 Danone comienza a deshacerse de todos los intereses relacionados con la cerveza, con lo que el grupo San Miguel se unió a Mahou creando el primer grupo cervecero de capital nacional. Actualmente el grupo Mahou-San Miguel tiene más de un 30% del mercado doméstico y sus marcas son exportadas a más de 35 países. Cerveza El Águila - Historia En 1900 se fundó en Madrid la S.A. El Águila, como muchas otras marcas de cerveza que se lanzaron a principios del siglo XX El 1 de abril de 1903 salió al mercado la cerveza El Águila, en una época que la cerveza era poco conocida, ya que primaba el vino en las tabernas. En 1936, al estallar la Guerra Civil, algunos directivos fueron asesinados y la fábrica fue incautada por el bando republicano. En marzo de 1939, tras la toma de Madrid, la fábrica volvió a manos de sus dueños quienes, tras la reparación de diversos daños en los silos y en la zona de fermentación, la pusieron nuevamente en producción. En los años siguientes comienza el crecimiento de la compañía con la adquisición de pequeñas fábricas en otros puntos de España: la fábrica cordobesa "La Mezquita", la participación mayoritaria en la maltería "Los Ángeles", la construcción de una nueva maltería en Córdoba y la construcción en Valencia de una nueva fábrica. Posteriormente compraron una pequeña fábrica también valenciana, "La Huertana" que, acabó siendo trasladada a Alicante con el nombre de "El Neblí", para en 1958 adquirir en Cartagena la fábrica de "El Azor" y en 1959 inaugurar "El Gavilán" en Mérida. En 1969 entró en funcionamiento una nueva fábrica en San Sebastián de los Reyes (Madrid), cuya construcción se había iniciado en 1966, y que estuvo en producción paralelamente con la de Madrid hasta 1982. Para la expansión en el norte del país, se puso en marcha en 1968 una fábrica en Zaragoza. En 1962 se sustituye el tradicional barril de madera por el de aluminio y se comienza a utilizar la botella de litro. En el año 1971, la madera es sustituida por el plástico en los envases. A partir de 1972 se crean nuevas especialidades de cerveza: Águila Dorada, con más cuerpo y sabor más sobrio, Aguila Imperial (salida en 1976) y Águila Reserva. Poco más tarde se lanza "Águila Sin" una de las primeras marcas del mercado en su categoría, así como una cerveza negra especial marca "Niger”. Ya en los ochenta se producen los lanzamientos de "Águila Pilsener", "Adlerbrau" y "Buckler", siendo esta última la cerveza sin alcohol líder en el mercado español. En 1984, Heineken N.V., adquiere una importante participación accionarial en El Águila (32%). En 1985 cierra su fábrica de General Lacy, y comienza un proceso de centralización de la producción en las plantas de San Sebastián de los Reyes y de Quart de Poblet, vendiendo algunas de sus otras fábricas o simplemente cerrándolas. En el año 2000 se fusiona con el Grupo Cruzcampo, adquirido en su totalidad también por Heineken. Aunque durante un tiempo convivieron ambas marcas (Amstel y Aguila), desde comienzos del siglo XXI, el grupo holandés Heineken, con el fin de unificar marcas, ha convertido la marca El Águila en Amstel, en un largo proceso de cambio de marca. Desapareciendo con esto la marca de cerveza El Águila. Cruzcampo - Historia A principios del siglo XX la familia Osborne, originarios de Cádiz, era una familia de grandes terratenientes andaluces con intereses en la cría de caballos de pura raza española y en el sector de la industria vinícola. Pertenecientes a esta familia, los hermanos Roberto y Tomás Osborne Guezala trataron de aprovechar la riqueza de sus tierras en Sevilla industrializando la región. Debido al grandísimo excedente de grano que producían sus propiedades decidieron levantar una fábrica de cerveza para darles salida, eligiendo como emplazamiento un terreno situado junto a un pequeño templete construido en 1482, que desde finales del siglo XVI cobijaba una cruz de piedra conocida por todos los sevillanos como La Cruz del Campo. Viajaron a Alemania para conocer la maquinaria precisa y las técnicas cerveceras utilizadas en aquel momento. En 1904 la fábrica era ya una realidad; primera fábrica de lo que conocemos actualmente como el Grupo Cruzcampo, que actualmente sigue funcionando encontrándose en ella la sede central del Grupo. En 1906, ambos hermanos constituyeron la Sociedad Mercantil Colectiva “T. y R. Osborne”, haciéndose cargo de la dirección del negocio, a partir de 1916, Roberto Osborne. La compañía se expandió rápidamente gracias a una buena acogida de su producto, pero la Guerra Civil y los duros años de la posguerra española hizo que cesara la actividad de la fábrica. La Cruz del Campo, que se había instituido como Sociedad Anónima en 1937, consiguió superar las dificultades y retomó su negocio reforzando su estrategia de ventas extendiéndose por Andalucía, Extremadura y Madrid. A partir de 1950 la compañía introduce la conocida como pasteurización “flash” en España. Una vez que La Cruz del Campo comienza a consolidarse inicia una política de anexión de empresas cerveceras, adquiriendo Henninger española en 1969 y la Industrial Cervecera Sevillana en 1975, que envasaba las marcas Estrella del Sur y Estrella Dorada. En 1982 compró El Alcázar y al año siguiente la Fábrica de Cervezas El León, que comercializaba desde San Sebastían las marcas El León y Keler 18. Más recientemente adquirío la cervecera Franquelo oriunda de Málaga que embotellaba la marca Victoria; y por último fué la empresa valenciana Unión Cervecera, S.A., anexionada en 1991. Creó así un gran emporio cervecero en España, propietario de varias malterías y creando en colaboración con la catalana Damm la Empresa Lúpulos y Derivados, S.a. En 1987 La Cruz del Campo cambia su denominación por la de Grupo Cruzcampo, tal y como la conocemos hoy en día. Y en 1993 se convierte en una única sociedad con fábricas en Madrid, Valencia, Navarra, Sevilla, Jaén y Málaga. Dos años antes, en 1991, el Grupo Cruzcampo se unió a Guinnes PLC, uno de los mayores productores de cervezas del mundo. La llegada de Guinness contribuyó en el incremento de controles de calidad y campañas de promoción, llegando a tener un pabellón propio en la Expo 92 de Sevilla, en el que se vendieron más de un millón de litros de cerveza. Pero el grupo Diageo, propietario de Guinness PLC, decidió vender el grupo Cruzcampo al gigante holandés Heineken, que ya poseía al grupo cervecero español El Águila, convirtiéndose Heineken en el primer grupo cervecero europeo y segundo del mundo. Actualmente Cruzcampo se ha posicionado como una de las marcas más importantes en el territorio español.
Pulsa sobre la lata que prefieras